Wednesday, January 18, 2017

Autoridades cochabambinas inspeccionaron represa Misicuni

Los alcaldes de Cochabamba, José María Leyes, y de Quillacollo, Eduardo Mérida, inspeccionaron las obras del Proyecto Múltiple Misicuni y el embalse de agua de la represa.

Acompañados por el presidente de la Empresa Misicuni, Jorge Alvarado, recorrieron todas las obras y comprobaron que el agua acumulada en la represa aún es mínima.

Alvarado señaló al diario Los Tiempos que no se logró almacenar ni el 1 por ciento de la capacidad, es decir que apenas se tendría unos 30 mil litros.

Lamentó que las lluvias no fueron fuertes y sostenidas, hasta el momento, lo que no permite tener más líquido guardado. Sin embargo, se mostró optimista.

Mérida dijo que hay poca agua almacenada, pero “tienen la esperanza de que las cosas mejoren”.

El año pasado, las autoridades de Misicuni se comprometieron a entregar al menos mil litros por segundo de agua a Semapa para que mejore la distribución a los 71 mil usuarios que tiene en Cercado.

Está previsto que el líquido del proyecto también llegue a los municipios del eje metropolitano (Sacaba, Tiquipaya, Vinto, Sipe Sipe, Colcapirhua y Quillacollo).

La represa tiene un 90 por ciento de avance, pero para la conclusión de la obra Misicuni debe licitar los trabajos de estabilización de taludes, inyecciones de las fallas, contratar una empresa supervisora y construir el portal de los túneles de Viscachas y Putucuni que se licitarán después de completar algunos trámites administrativos, informó el presidente de la Empresa.

Para licitar esas obras, según explicó, se requiere la certificación presupuestaria del Ministerio de Finanzas, que debe inscribir un reformulado en el Presupuesto General del Estado. Misicuni también debe inscribir estos recursos en Plan Operativo Anual (POA). “Cuando esté inscrito en ambas instancias, tendremos la certificación presupuestaria para poder licitar las obras”, dijo. Alvarado no precisó el monto de estas cuatro obras.

Thursday, January 12, 2017

Misicuni sería en mayo “mayorista de agua”



Misicuni podría convertirse en una empresa metropolitana de agua a partir de mayo, cuando comience a entregar a Cochabamba el líquido de la represa y ya no así del río. El gerente del Proyecto Múltiple Misicuni (PMM), Jorge Alvarado, dijo que la empresa será como “mayorista del agua” para los siete municipios del eje: Sacaba, Cochabamba, Colcapirhua, Tiquipaya, Vinto, Quillacollo y Sipe Sipe.

“A partir de mayo, Misicuni va a ser la empresa que reparta el agua de la presa a los municipios. Cada uno va a tener un tanque donde va a recibir el líquido. Es decir, Misicuni se convierte en mayorista. Luego, cada alcaldía, por ley, debe encargarse de la distribución dentro de sus jurisdicciones”, señaló Alvarado, durante una visita inspección realizada ayer a la presa.

La Ley 2066 de Servicio de Agua indica, en el artículo 13, que las Empresas Prestadoras del Servicio de Agua y Saneamiento (Epsas) deben dotar el recurso a los usuarios de su jurisdicción. Por ello, el Gerente dijo que “no se busca distribuir el líquido en el municipio, sino al municipio”.

La primera alcaldía beneficiaria será Cochabamba, a la que se le dará mil litros segundo, pero la que se encargará de distribuirla a los domicilios será Semapa.

Caudal

Durante la inspección, también se constató que a más de dos meses del cierre de válvulas, la represa cuenta con 1,6 millones de metros cúbicos de agua, que representa el 3 por ciento del embalse. Según mediciones de la empresa, se tienen 22 metros de altura del líquido. “Esperábamos un caudal más alto, pero las lluvias más fuertes serán en enero y febrero”, dijo Alvarado.

El día previo a la inspección con dirigentes de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve), llovió por varias horas. Por ello, se observó que el río Misicuni subió su caudal a 5.000 l/s. “Del río mandamos agua a Cochabamba. En estos momentos estamos dotando 220 l/s, pero la semana pasada llegamos a 300”, agregó.

El objetivo hasta mayo es llenar el embalse muerto, que son 30 millones de metros cúbicos, es decir, 60 metros de altura, además de 20 millones de metros cúbicos adicionales que serían para dotar 1.000 l/s a Cochabamba para el consumo.

Obras complementarias

La segunda fase del PMM aún no finaliza. Existen cuatro obras complementarias que supuestamente serán licitadas hasta finales de enero para iniciarse obras en febrero. Se necesita estabilizar dos taludes para luego terminar de construir un vertedero que servirá de desfogue cuando la represa se llene. Esto podría demorar de ocho a 10 meses.

Luego, se harán inyecciones en las fallas geológicas para estabilizarlas (cuatro meses más). Finalmente, se hará un portal de salida hacia la presa de los túneles de Vizcachas y Putucuni (tres meses). La inversión total será de 27 millones de dólares y con esto finalizaría la fase 2.

Proyecciones

Alvarado explicó que sólo con la cuenca se pretende llenar 80 metros de altura de la presa. “Con esto, dotaremos de agua a la Región Metropolitana hasta 2022. Entregaremos 3.100 l/s, de los cuales 1.100 serán para riego y 2.000 para consumo”.

Para 2022, se tiene previsto finalizar la tercera fase del proyecto, que llevará agua de las cuencas de Vizcachas y Putucuni a la presa. De este modo, el vaso subirá hasta 120 metros de altura. “Con eso más garantizaremos la dotación hasta 2035”, agregó.

Estas proyecciones se hicieron calculando un promedio del 35 por ciento en pérdidas. “Si se redujeran por lo menos un 10 por ciento, se podría garantizar el agua con la cuenca de Misicuni hasta 2025 y con Vizcacha y Putucuni hasta el 2040”, calculó el Gerente.

En diversas oportunidades, el gerente del Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Semapa), Gamal Serhan, señaló que en la red de agua potable de Cochabamba, principalmente en el casco viejo se pierde por lo menos el 46 por ciento del líquido.



INSPECCIÓN

Dirigentes de la Federación de Juntas Vecinales (Fejuve), presididos por Édgar Sandoval, inspeccionaron ayer la represa de Misicuni como segunda parada de una serie de visitas que se llevarán a cabo a los embalses que dotan de agua al Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Semapa).

La primera inspección se realizó en Santa Isabel y Corani. En un futuro, se visitará Wara Wara, Escalerani y los pozos de Vinto.

“Venimos a conocer e informarnos para luego replicarlo a las bases. Al finalizar, llevaremos a cabo un foro que permita emitir resoluciones que daremos a conocer a las autoridades”, manifestó Sandoval.


Sunday, January 8, 2017

Asambleísta pedirá un informe oral a Misicuni

Después de asistir a la rendición pública de cuentas que realizó la Empresa Misicuni el viernes pasado, la asambleísta Lizeth Beramendi indicó que el informe de gestión fue “incompleto”, debido a que no se dio a conocer la fecha de entrega provisional de la presa, ni la licitación de cuatro trabajos pendientes. Ante ello, solicitará un informe oral al presidente de la Empresa Misicuni, Jorge Alvarado.

“En más de una hora de disertación, nunca se ha indicado cuándo terminará la presa. Tampoco se nos ha explicado cuándo se van a licitar las obras complementarias, el presupuesto que tiene cada uno y en qué tiempo se concluirán. Por todas esas razones, vamos a convocar a Alvarado para que aclare todas estas dudas”, dijo Beramendi.

Todos los asambleístas fueron invitados a la rendición de cuentas, pero no se les brindo la copia del informe, como se hizo con los ejecutivos de Misicuni. “Ha habido discriminación, cómo vamos a fiscalizar si sólo se nos entrega hojas en blanco. Cuando hemos pedido que se nos entregue una copia, nos han indicado que lo podíamos encontrar en la página web, pero nosotros lo necesitábamos en ese momento”, reclamó.

La prensa tampoco tuvo acceso a esa documentación.

La obra debe ser concluida y entregada de forma provisional en julio de este año, pero todavía debe realizarse una licitación pública internacional para adjudicar la estabilización de taludes, inyecciones de las fallas, contratar una empresa supervisora y construir el portal de los túneles de Vizcachas y Putucuni, que podrían demorar 10 meses en su construcción.

El gerente técnico de Misicuni, Juan Carlos Cabrerizo, explicó el viernes que la licitación de estos cuatro ítems podría demorar 45 días, mientras que sólo la construcción del vertedero, 10 meses.

A pesar que la presa no se ha concluido, ya se embalsa agua desde noviembre de 2016, aunque a la fecha sólo se captaron 600.000 metros cúbicos que representan menos del 1 por ciento de lo previsto para acumular hasta mayo de este año.

La construcción de la presa registra un avance físico del 74 por ciento y 60 financiero, hasta octubre de 2016, según informó ayer en su rendición de cuentas la Empresa Misicuni.

Thursday, January 5, 2017

Misicuni embalsó menos del 1% del agua prevista



La presa Misicuni a la fecha acumuló 600.000 metros cúbicos de agua de los 60 millones que tiene previsto almacenar hasta abril de este año. La cifra, que apenas representa el 1 por ciento de lo proyectado, pone en riesgo las pruebas de la planta hidroeléctrica de la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE), aunque el abastecimiento de agua potable está garantizado, declaró el presidente de la Empresa Misicuni, Jorge Alvarado.

La poca acumulación de agua se debió a que en diciembre de 2016 llovió tres veces menos que en el mismo mes de 2015. “Ojala no estemos otra vez en un periodo de extrema sequía”, dijo.

Alvarado añadió que se espera que las lluvias sean más intensas en enero, febrero y marzo. “Los 600.000 metros cúbicos de agua que hemos acumulado hasta la fecha son aguas de escorrentías (aguas que se escurrieron hasta la presa desde las alturas de los cerros, no de lluvias)”, explicó.

Electricidad

Tras el cierre de válvulas que se realizó en noviembre de 2016, la Empresa Misicuni esperaba acumular 60 millones de metros cúbicos, de los cuales 30 correspondían al vaso muerto, que no saldrá de la presa, y el resto sería usado por ENDE para generar energía eléctrica y dotar de agua para riego y consumo humano.

A pesar del bajo nivel de agua, Alvarado garantizó el abastecimiento de para consumo humano para la región metropolitana. “Lo que más nos interesa es abastecer de agua potable. Eso está garantizado. A principios de mayo, estaremos entregando 1.000 litros por segundo”, dijo.

Actualmente, la Empresa Misicuni entrega al Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Semapa) 280 litros de agua por segundo a diferencia de la época seca cuando se entregaba solo 60 litros.

En cuanto a la generación de e3lectricidad, Alvarado dijo que ENDE informó que con 20 o 30 millones de metros cúbicos podría probar tres turbinas, pero sólo de forma discontinua. “Eso se ha planificado. Pero si tuviéramos un volumen menor seguramente habrá que evaluar esa planificación. Eso corresponde a ENDE”, dijo.

El Presidente de ENDE, el pasado 29 de diciembre, adelantó que las primeras pruebas serán efectuadas en mayo de 2017. “Está en su fase final de montaje de las primeras turbinas, la operación comercial será ejecutada en junio próximo”, mencionó.



MISICUNI DEBE ADJUDICAR 4 TRABAJOS PARA TERMINAR

A la fecha, la presa tiene un 90 por ciento de avance, pero para la conclusión de la obra Misicuni debe licitar los trabajos de estabilización de taludes, inyecciones de las fallas, contratar una empresa supervisora y construir el portal de los túneles de Viscachas y Putucuni que se licitarán después de completar algunos trámites administrativos, informó el presidente de la Empresa Misicuni, Jorge Alvarado.

Para licitar esas obras, según explicó, se requiere la certificación presupuestaria del Ministerio de Finanzas, que debe inscribir un reformulado en el Presupuesto General del Estado. Misicuni también debe inscribir estos recursos en Plan Operativo Anual (POA). “Cuando esté inscrito en ambas instancias, tendremos la certificación presupuestaria para poder licitar las obras”, dijo. Alvarado no precisó el monto de estas cuatro obras.

Explicó que, según el cronograma, la obra debe ser concluida en su totalidad a final del mes de julio de este año.

En septiembre de 2016, el presidente Evo Morales anunció la entrega de 27 millones de dólares para obras complementarias del Proyecto Misicuni.


Thursday, December 29, 2016

Construcción de hidroeléctrica Misicuni ingresa a su fase final



El proyecto hidroeléctrico de Misicuni, ubicado en Cochabamba, ingresó a su etapa final y la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE) ultima detalles para iniciar las pruebas técnicas en mayo del año 2017.

El presidente de ENDE, Eduardo Paz, realizó un balance del sector energético en la presente gestión y destacó los avances del proyecto hidroeléctrico de Cochabamba, que abastecerá de agua a la región y aportará 120 megavatios (MW) al Sistema Interconectado Nacional (SIN).

“El proyecto Misicuni está en su fase final y esperamos iniciar las pruebas en mayo de 2017 con la primera unidad”, informó Paz en Cochabamba.

Misicuni está en el municipio Quillacollo y consta de tres turbinas generadoras, cada una de 40 MW de potencia nominal, que totalizan 120 MW. Esta energía será inyectada al sistema nacional.

La meta del proyecto es diversificar la matriz energética y proveer agua potable y para riego en el departamento de Cochabamba.
El ministro de Hidrocarburos y Energía, Luis Alberto Sánchez, resaltó el proyecto energético, que empezará a inyectar energía con recursos renovables el próximo año.

“En Misicuni hemos cerrado compuertas, los próximos meses vamos a generar energía eléctrica, además de contribuir al abastecimiento de agua en Cochabamba”, apuntó.

El proyecto está en su fase final de montaje de turbinas, “nosotros esperamos que la operación comercial de la primera turbina será declarada entre mayo y junio de 2017”, complementó el presidente de ENDE.

Según las proyecciones de la estatal de electricidad, la segunda unidad estará funcionando en agosto y la tercera en septiembre de 2017.

Saturday, December 3, 2016

Darán $us 140 millones para 3ra fase de Misicuni



La tercera fase del Proyecto Múltiple Misicuni que contempla la construcción de un segundo túnel para canalizar las aguas de los ríos Vizcachas y Putucuni hacia la represa de 120 metros de alto será financiado por el Gobierno, informó ayer el presidente de la empresa del mismo nombre, Jorge Alvarado.

El proyecto está por concluir la etapa de preinversión, será licitado en 2017 y la construcción del túnel podría iniciarse a fines de esta gestión y demorará entre tres y cuatro años.

“Ya tenemos el proyecto a diseño final lo que falta es la parte ambiental y social para tener listo el proyecto y licitarlo. El Presidente ha comprometido, el 13 septiembre en la sesión de la Asamblea Departamental, que podría financiarlo, de manera que teniendo el proyecto lo vamos a presentar al Ministerio de Medio Ambiente y Agua para viabilizar el financiamiento de 140 millones de dólares”, dijo.

Por otro lado, dijo que la represa acumuló 3 millones de metros cúbicos con las primeras lluvias de noviembre y el trasvase de los ríos Titiriri y Serquetamayu a través del primer túnel.

El propósito es entregar 1.000 litros de agua por segundo a partir de 2017 a Cochabamba y a partir de 2018, los 3.100 litros comprometidos en el plan inicial del proyecto. Una vez que esté el segundo túnel se prevé dotar de 6.000 litros por segundo.

“Este periodo de lluvias pensamos acumular 90 millones de metros cúbicos, pero sólo las aguas muertas nos significan 30 millones de metros cúbicos, por lo que recién en 2018 ya entregaremos lo comprometido”, indicó.

El asambleísta Mario Orellana observó que la Gobernación y los municipios de la región metropolitana no aplican el Plan Maestro de Agua que fue diseñado por la misma institución. Aclaró que el plan determina que en 2015 se debían ejecutar ocho proyectos de pre-inversión de agua potable y la ejecución de otros ocho proyectos.

“El plan determinaba que desde 2016 al 2021 los municipios deben destinar más de 6 millones de dólares en preinversión y en inversión 250 millones”, dijo.

Tuesday, November 29, 2016

Autoridades debaten entre la importancia de Misicuni y la necesidad de Corani

Alcaldes de los municipios de la región metropolitana de Cochabamba, junto a la Gobernación y organizaciones sociales, se encuentran reunidos en el Foro Metropolitano del Agua, un espacio convocado para consensuar acciones con el objetivo de hacer frente a la escasez de este líquido elemento en el departamento.

“Misicuni es el proyecto más importante que tenemos, pero de ninguna manera es el único, si hay otras propuestas que son importantes y que nos pueden dotar de agua, hay que trabajarlos”, manifestó el gobernador de Cochabamba, Iván Canelas en la inauguración del evento.

Tiquipaya es hoy la sede de este foro que reúne a las principales autoridades de los municipios de Cochabamba, Sacaba, Quillacollo, Colcapirhua, Tiquipaya, Vinto y Sipe Sipe, que se desarrolla en instalaciones del hotel Regina.

“Creemos que Misicuni hasta después del año 2020 nos va a garantizar la provisión de agua a todos los ciudadanos de acuerdo al crecimiento”, manifestó Canelas, añadiendo que también está abierto el análisis de otros proyectos para el abastecimiento de agua.

Por su parte el alcalde de Cochabamba, José María Leyes, recalcó la importancia de buscar nuevas fuentes complementarias a Misicuni, ya que este proyecto no logrará abastecer a través de los años todas las necesidades de agua de la población cochabambina.

alcalde de Cochabamba, José María Leyes
El alcalde de Cochabamba, José María Leyes en su intervención en el Foro Metropolitano del Agua.
José Romero

Leyes indicó que tanto el proyecto de Minisicuni y de Corani Valles son complementarios y que ambos tienen que ser ejecutados. El municipio de Cercado presentó en este evento el proyecto Corani Valles, el cual consiste en el transporte de aguas del embalse de Corani para la dotación de este líquido a las distintas regiones del departamento.

“Estamos trayendo el compromiso de financiar el 50 por ciento del costo del proyecto Corani Valles”, dijo el Alcalde.

Leyes anunció que de los 60 millones de dólares que se tiene previsto que sea el monto de inversión para este proyecto, su municipio se compromete a aportar 30 millones de dólares.

“Se debe concluir con Misicuni y de debe comenzar con la construcción de la aducción del embalse de Corani para traer agua”, añadió Leyes. Esta autoridad detalló que con este proyecto se podría disponer de 4.000 litros por segundo para el departamento que garantiza la cobertura de las necesidades para 30 años.

Según explicó el alcalde, este proyecto de dotación de agua para la población no perjudicaría significativamente la producción de la hidroeléctrica Santa Isabel. “Hay que aprovechar esa agua que después de generar electricidad es botada al río Paracti y eso termina inundando el amazonas y después llega al océano”, complementó Leyes.

Por su parte el gerente general de la Empresa Eléctrica Corani, Carlos Rocabado dijo que su empresa es la base del sistema eléctrico nacional y que la sustracción del caudal de agua perjudicaría al desarrollo del sector energético. “Pensar en disminuir el potencial de esta cascada significaría dañar sustancialmente al sistema eléctrico nacional”, dijo Rocabado.

La represa de Misicuni comenzó con el almacenamiento de agua y ya tiene 300 mil metros cúbicos. En septiembre se realizó el cierre de válvulas para la acumulación del líquido y se prevé de abril de 2017 se pueda dotar de agua a la ciudad de Cochabamba en una cantidad de mil litros por segundo.